Mantequilla curativa aromatizada con Hierbas y Aceites esenciales

 ¿Te gusta la mantequilla? Si bien es cierto que la mantequilla se usa en un sinfín de platillos y a muchos gusta su sabor cremoso, este alimento no siempre es saludable, ya que la mantequilla pasa por procesos de refinamientos y calentamientos que provocan que su grasa sea saturada y nociva para el cuerpo.Cómo utilizar las plantas de occidente siguiendo los principios de la MTCH

Además, las grasas hidrogenadas, como las que hay en la mantequilla, poseen un alto grado de toxicidad y pueden ser perjudiciales para personas con problemas de corazón (1) (2),  y el hidrógeno incorporado en la mantequilla destruye las enzimas y los delicados ácidos grasos esenciales que nutren el cuerpo.

Sin embargo, hay una forma más beneficiosa de consumir mantequilla de una forma más nutritiva y sin que pierda su sabor especial, las mantequillas aromatizadas con hierbas medicinales y otros vegetales (3).

Casos en que se recomienda comer mantequilla

Esta mantequilla se recomienda para personas:

  • Con artritis o problemas articulares: esta mantequilla realmente ayudará a las personas con artritis y artrosis, ya que aporta los aceites necesarios y las enzimas para lograr la recuperación y corregir el error metabólico que se causa con esta afección. Usa esta mantequilla en el desayuno o comida pero no te olvides de incluir en tu dieta frutos y vegetales crudos.
  • Personas con problemas de cartílagos o tendones
  • En casos de osteoporosis: la asimilación de calcio en el cuerpo depende mucho de un buen aporte de enzimas. Esta mantequilla te ayudara a crear en tu cuerpo un ambiente enzimático muy efectivo, si combinas la toma de la mantequilla con jugos de vegetales frescos o ensaladas, en especial brécol, alfalfa, aloe, etc., sin duda tu cuerpo y especialmente los huesos sentirán la diferencia (4).
  • Para deportistas o personas con alto rendimiento, que se someten a esfuerzos físicos severos, o con desnutrición, ya que la mantequilla, combinada, con otros alimentos aumenta la absorción de nutrientes que se encuentran en ellos (5)
  •  Para personas con piel seca: en este caso, necesitas que tu dieta se base en ensaladas o jugos de vegetales crudos o al vapor, sopas y caldos con vegetales.

¿Cómo usar la mantequilla curativa?

La mantequilla puede usarse como usas la mantequilla habitual. Pero para acentuar los efectos medicinales te recomendamos usar pan integral, y además comerla con alguna ensalada de vegetales crudos, ya que estos ayudaran a que la mantequilla se aproveche al máximo.

¿Cómo hacer la mantequilla aromatizada curativa?

Necesitas:

  • Una barra de mantequilla habitual de 250 gramos, pero que sea de muy buena calidad, de preferencia orgánica, evita utilizar margarina de ningún tipo.
  • Una taza de aceite de oliva extra-virgen
  • Media taza de perejil muy finamente picado, fresco o deshidratado.
  • Una pizca de cúrcuma
  • Dos cucharadas de semillas de linaza
  • Una cucharada de semillas de chía

Preparación:

  • Pon la mantequilla en un molde de vidrio y deja que la mantequilla se ablande a temperatura normal (no calientes, sólo en caso de que el clima del lugar donde vives sea muy frío).
  • En otra cazuela de vidrio revuelve muy bien el perejil con el aceite, las semillas y la cúrcuma.
  • Una vez que la mantequilla este blanda, agrega la mezcla del aceite con las semillas y revuelve muy bien, usa una batidora en caso que sea necesario.
  • Pon esta mezcla en un molde mediano y tapa.
  • Guarda en el refrigerador, y una vez que se solidifique, puedes usar sobre el pan integral o agregar a las pastas. Mantén la mantequilla siempre refrigerada pues el frío conserva los nutrientes.
  • Variaciones: puedes agregar otras semillas como sésamo o semillas de girasol trozadas, u otros vegetales crudos, como apio finamente picado o cilantro, según desees usar la mantequilla. Para fines curativos, nunca mezcles almendra so nueces con leche o mantequillas, tampoco con quesos, pues esta combinación no es saludable. Debes evitar mezclar dos proteínas juntas a la vez.

Esta es una forma saludable de lograr el mismo sabor de la mantequilla pero con una menor proporción de grasas saturadas y además con los nutrientes esenciales para la salud.

Notas para tu salud:

  • Recuerda que los panes integrales (de grano sin refinar) son indispensables para que el cuerpo pueda hacer circular las enzimas y nutrientes que logran el objetivo curativo deseado.
  • En cualquier caso curativo, necesitas evitar los alimentos muy cocinados o fritos, productos adicionados con muchos preservativos o químicos, hidrogenados o pasteurizados, endulcorantes artificiales, así como bebidas carbonatadas (refrescos, incluso light), chocolates con leche, café y panadería refinada, etc.
  • Si deseas una mantequilla saludable para agregar a alimentos dulces, realiza la misma mantequilla pero sin vegetales crudos. Puedes agregar en su lugar trocitos de arándano desecado o semillas como ajonjolí.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5,00 de máximo 5)
Cargando…

Artículos Relacionados

4 Comentarios
  1. enero 16, 2015
  2. mayo 27, 2014
  3. mayo 20, 2014
  4. marzo 6, 2014

Deje un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies